Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Busca en categorías
Actualidad y Noticias
Aficiones
Amor y Pareja
Arte
Artículos Cientí­ficos
Automóviles
Baloncesto
Belleza
Blog Social
Ciencias Matemáticas y Tecnológicas
Cine
Conciertos
Cultura
Deportes
Educación
Electrónica
Electrónica General
Empresas
Familia
Fútbol
Gastronomí­a
Hogar
Humor
Internet
Mascotas y animales
Medio Ambiente
Motor
Música
Naturales
Negocios
Nuevas Tecnologí­as
Ocio
Otros
Polí­tica
Raqueta
Recetas
Restaurantes
Salud
Sociales y Jurí­dicas
Sociedad
Software
Viajes y Turismo
Videojuegos
Cerrar
¿Te está gustando el artículo de Paulaamica?

¡Compártelo!
Twitter
Facebook
Google
Linkedin
Información | ESPAÑA | 11 enero, 2012 15:07

Los apasionados por el arte y los coleccionistas de cuadros pueden desembolsar mucho para adquirir una pintura que destaca entre otras o simplemente para satisfacer el afán de coleccionar. Ésto requiere, desde luego, ciertos recursos financieros, de los que no todos disponemos. Hay, sin embargo, una alternativa perfecta para las personas que desean decorar su hogar sin gastar una fortuna: las reproducciones de cuadros famosos.

A la hora de hacer reformas en casa, cada vez más personas eligen la opción de adornar las paredes con cuadros de pintores famosos. Las obras de artistas conocidos no sólo muestran la sensabilidad por el arte y el buen gusto de dueno de casa, sino también son muchas veces una cuestión de prestigio.

Las reproducciones se combinan exquisitamente con los interiores tradicionales, pero también con los más modernos. Dentro de la categoría de los cuadros famosos se puede diferenciar estilos diversos, desde las obras de pintores clásicos como Pierre Auguste Renoir o Peter Paul Rubens, por los cuadros abstractos de Wassily Kandinsky, hasta los desnudos de Egon Schiele o los carteles de Anfonso Mucha.

Hay cuadros especialmente representativos, conocidos por casi todo el mundo, como “La Gioconda” de Leonardo da Vinci, la serie de “Los Girasoles” de Vincent van Gogh o “Las Meninas” de Diego Velázquez. Muchos de estos cuadros famosos se caracterizan por tener una historia fascinante relacionada con su formación; algunos, en cierto sentido, empiezan a vivir su propia vida. Las reproducciones de estos cuadros ayudan a crear un ambiente excepcional en el hogar y permiten transformarlo en un lugar sofisticado, único.

Lo más importante es escoger un cuadro que nos guste y que siente a la perfección a nuestro interior, pero no olvidemos de que es posible elegir entre diferentes modos de la fabricación del cuadro. La primera manera de hacer una reproducción es pintarla a mano. Así tenemos la seguridad de que la obra se parecerá lo más posible al cuadro original. La segunda posibilidad, más económica y rápida, es la impresión sobre lienzo. Para que el cuadro tenga un efecto de que fuese pintado a mano, podemos usar el “Premium Print” que consiste en aplicar un gel transparente sobre la impresión y así imitar las huellas que suele dejar el píncel.

Independientemente de qué técnica de realización elijamos, cada reproducción de obra de pintor famoso adornará nuestro interior de una manera extraordinaria, dará un toque de lujo y elegancia al hogar. Los cuadros famosos están a nuestro alcance y nos dan una oportunidad perfecta para entrar en contacto con el gran arte.

¿Te ha gustado el artículo de Paulaamica? ¡Compártelo!

2585 visitas totales, 1 visitas hoy

0.1285% de visitas totales y 0.2755% de visitas hoy en MyArticulo

  

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios además de para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies, pinche el ENLACE para mayor información.

ACEPTAR